Editorial

Iniciativa Global VISION 2020

Reporte de la Reunión OMS-IAPB, Ginebra, Suiza, 12 de Octubre 2010

La Iniciativa Global de la Eliminación de la Ceguera evitable VISION 2020 fue lanzada en 1999 y es el producto de una asociación de la Organización Mundial de la Salud (OMS) y la Agencia Internacional para la Prevención de la Ceguera (IAPB). VISION 2020 es promovida en las resoluciones WHA56.26 y WHA59.25 de la Asamblea Mundial de la Salud y cuenta con el plan de acción 2006-2011. La Resolución WHA62.1 del 2009 aprobó el Plan de Acción Global para la Prevención de la Ceguera 2009-2013 que incluye las acciones de la iniciativa VISION 2020.

Dentro de la iniciativa IAPB es responsable de abogacía y cabildeo, movilización de recursos y promoción de las acciones entre sus miembros y la OMS es responsable de dar la cooperación técnica a nivel regional y nacional para el desarrollo de planes y programas al igual que el desarrollo de estrategias de control de las enfermedades causantes de la ceguera.

En el año 2010 se cumple la mitad del periodo de implementación de la iniciativa y hay  ya un reconocimiento de los avances realizados a nivel regional y nacional sin embargo hay  todavía muchos elementos que requieren ser fortalecidos aún más.

En cuanto a la abogacía y cabildeo, aún no se cuenta con una evaluación de su impacto que debe traducirse en un compromiso en políticas nacionales para dar cumplimiento a los acuerdos y resoluciones globales y regionales. Hay inquietudes de si hay un real impacto de la iniciativa  en la formulación de políticas en prevención de ceguera en los países.

En cuanto a la movilización de recursos también hay dudas acerca del incremento de presupuesto en salud ocular a nivel nacional especialmente en los países de ingresos medios y bajos para implementar los objetivos propuestos.  Salud ocular tampoco se ve reflejada en las prioridades de las estrategias nacionales y no hay una evaluación del desarrollo y generación de recursos.

En cuanto a la cooperación técnica, salud ocular no esta integrada suficientemente a los planes nacionales de salud y no figura dentro de las prioridades nacionales en salud ni  en las agendas de muchos gobiernos. Muchos planes nacionales VISION 2020 no se han traducido en acciones concretas y medibles. La recolección de datos para la construcción de los indicadores aún no es consistente en muchos países

Hacia el futuro hay que definir cuales son las prioridades que requieren abogacía y cabildeo y  cuales serían los objetivos específicos para lograrlo. También es necesario definir cuales son los agentes del cambio tales como comités nacionales, coordinadores nacionales o funcionarios de los ministerios. Las redes regionales y nacionales deberán fortalecerse para poder alcanzar los objetivos planteados. La medición del impacto deberá ser mejorada para que se puedan evidenciar los logros y el avance del al iniciativa.

Se concluye que OMS y IAPB deberán realizar una evaluación de los temas mencionados para reformular objetivos y mecanismos de implementación y medición que servirán para optimizar los resultados durante los próximos 10 años.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s