LA LISTA DE PACIENTES EN ESPERA DE CORNEAS EN ARGENTINA

Dr. Hugo Dionisio Nano, Doctor en Medicina;  María Inés Dittler, Magister de Economía en Salud

El crecimiento sostenido de pacientes en Lista de Espera, es la situación resultante de una procura de córneas que se logra por debajo del nivel de las incorporaciones anuales, y que se profundiza aún más cuando al valor de la procura debemos deducirle la tasa de descarte que alcanza un nivel promedio del 37%.-

Argentina, cuenta con una NORMATIVA LEGAL, adecuada para garantizar la transparencia y con ello la confianza de los individuos involucrados, de la población en general y la seguridad de los profesionales intervinientes.-

El Instituto Nacional Central Único Coordinador de Ablación e Implante (INCUCAI) es el organismo que impulsa, normatiza, coordina y fiscaliza las actividades de donación y trasplante de órganos, tejidos y células en nuestro país, con un sentido federal, comprendiendo 24 organismos jurisdiccionales de ablación e implante coincidente con la totalidad de las provincias, con el fin de brindar a la población un acceso trasparente y equitativo al trasplante.

Contamos con la Ley 24193 de Transplante de Organos y Tejidos, modificada por las Leyes 26066 y 26326 y Resoluciones que cubren aspectos y temas diversos como la Res.542/05 de “Criterios generales para la asignación y distribución de Organos y Tejidos”, o Res.199/04 por el que se crea la Confederación Federal del Transplante (COFETRA) para fomentar y mejorar la actividad de la procura, otorgando mayor protagonismo a los organismos provinciales de procura y reconociendo a la misma como una actividad hospitalaria asistencial.-

Se cuenta además con un Sistema Nacional de Información, Procuración y Transplante de la República Argentina (SINTRA) preparado para la administración, gestión, fiscalización y consulta de la actividad de procuración y transplante de órganos, tejidos y células en todo el territorio nacional. Permite el registro en tiempo real de la demanda, el análisis de las listas de espera y la asignación de órganos y tejidos, todo ello considerando regiones, sexo, edad y demás conceptos que permitan el control y seguimiento que garanticen transparencia del proceso.

Y en lo que se refiere al tema oftalmológico no faltan normativas específicas como las relativas a los Transplantes de Córneas y Escleras o a los Bancos de Tejidos que comprenden a los Bancos de Ojos, aunque se debería incorporar o mejorar las relativas al proceso en sí de la procura, comprendiendo desde la detección del posible donante, siguiendo por el abordaje, la procura, su análisis y distribución para lograr completar el proceso con la mayor eficiencia y efectividad y asì disminuir la tasa de descarte.-

Por lo expuesto, se puede comprender que el problema de nuestro país no pasa por no contar con un cuerpo de leyes, resoluciones o normativas referidas al tema, Instituciones públicas y privadas adecuadas para llevar a cabo los transplantes y equipos de profesionales especialistas en el tema, todos autorizados e inscriptos en el INCUCAI e informados en el SINTRA. Con respecto a los Bancos de Ojos han variado considerablemente en su número. Hasta el año 2011 se contaba con aproximadamente 19. En la actualidad, solo contamos con 8 habilitados. Es posible que se invoquen causales de no cumplimiento de normativas vigentes relativas a condiciones edilicias, administrativas o técnicas. En estos casos, se debería evaluar la posibilidad de apoyar y/o subsidiar a las instituciones que los crearon para poder volver a incorporarlos al sistema y recuperar la mayor cobertura del territorio nacional.-

Con respecto a la capacidad de donantes, en Argentina se ha logrado contar con una tasa de donantes ubicada en un lugar de privilegio en el contexto Latinoamericano, bastando mencionar que analizando su evolución en los últimos 10 años, partió desde el año 2005 con 10,55 PMH y marcó un crecimiento anual (a excepción del 2009) ubicándose para el año 2012 entre las mejores de Latinoamérica con 15,7 PMH , bajando para el 2013 a 13,46 PMH.

No obstante ello, en la actualidad se cuenta con 3493 pacientes en Lista de Espera de córneas, profundizándose la problemática si afirmamos que más de un 50% son personas en edad activa donde el 14% tiene una antigüedad en la espera de entre 2 y 3 años y un 40% lo supera.-

La Provincia de Buenos Aires, por concentrar cerca del 39% de la población del país presenta la situación más poblemática en la lista de pacientes espera (1966 pacientes). Lo que ocurre es que la mayor densidad poblacional incide negativamente en el incremento de las incorporaciones pero no así a la procura ya que la tasa de donantes es inferior a las logradas por otras provincias. Se debe aclarar que recién en el año 2012 logró acercarse a los valores de la tasa media del país.

La procura es sustancialmente superior en los establecimiento públicos que en los privados, mientras que en los transplantes la situación es a la inversa. Esto a mi entender, denota que en nuestro país se necesita de una política clara y dirigida a la DONACION DE TEJIDOS, con normas impartidas y conductas interdisciplinarias que comprendan tanto a las instituciones públicas como a las privadas.

Se debería lograr la adecuada separación de los procesos de donación de órganos del de los tejidos. El espectro de posibles de donantes de tejidos es muy superior al de órganos. Se deben comprender los casos de muertes por paros cardíacos-respiratorios y se debe concientizar a los profesionales para que se informen en tiempo. Todo ello, coordinado con una campaña de educación de la población, a través de pautas publicitarias específicas que marquen las diferencias.-

Se deben precisar las diferencias entre ambos procedimientos:

  • La córnea es un tejido sin irrigación que puede obtenerse en condiciones de trasplante hasta 6 hs. después de acaecida la muerte.
  • Se puede conservar hasta 12 días después de la procura en medios especiales
  • El operativo de procura es de menor complejidad
  • La ablación no produce deformación del cadáver, cuestión que afecta sensiblemente a los allegados al fallecido
  • Mayor simplicidad en la certificación de la muerte.-

En la actualidad nos encontramos ejecutando un programa piloto denominado: “San Miguel, Comunidad Donante”. San Miguel es una ciudad de 320.000 habitantes del cordón urbano de la ciudad de Buenos Aires. El programa consiste en separar la procura de córneas del resto de los tejidos y órganos; para ello se entrenó a 15 médicos oftalmólogos que realizarán las ablaciones para disminuir el descarte. Del programa participa toda la comunidad, tanto los hospitales públicos como los establecimientos sanitarios privados. La municipalidad, el gobierno provincial, las iglesias católicas, evangélicas y judías apoyan la iniciativa. Se dan charlas de difusión en escuelas, centros de salud, clubes y centros de jubilados. Todas las córneas que se procuran son transportadas al único Banco de Ojos provincial para disminuir la lista de espera provincial.

donemos la corneas 1donemos la corneas2

Si lográramos marcar las diferencias e incentivar a los establecimientos públicos y privados que informen oportunamente sobre los posibles donantes provenientes no solo de las muertes encefálicas, sino también de las muertes por paro cardíacos-respiratorios, y se lograse que los Bancos de Ojos apoyen y participen del abordaje en las instituciones, se podría elevar la procura para poder acercarse a los valores de las incorporaciones anuales a la Lista de pacientes en espera que es de aproximadamente 2.100 personas por año.-

FUENTE: SINTRA. Memorias anuales del INCUCAI.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s